Adios a las molestias de la piel grasa

¡Bye bye brillos, granitos y espinillas!

Hartas estamos las que sufrimos de piel grasa, acné y brillos siendo ya adultas. Y sí, es muy difícil sobrevivir al acné adulto ya que es hormonal y pocas cosas funcionan.

Las que lo hemos probado todo sabemos que, digan lo que digan, lo más efectivo es lo natural.

Los productos con exceso químicos, que a primera vista nos dejan la piel súper limpia y con una sensación de frescor, a la larga estropean nuestra piel, la acostumbran a acciones diarias con elementos dañinos para nuestra piel.

Si ya conocéis vuestro cuerpo y vuestra piel, sabréis cuando van a aparecer, cómo y en qué forma (brillos, granitos, espinillas..) y que no todo es la cosmética. Hay factores más allá de una buena limpieza y una correcta elección de los productos de hidratación diaria.

La alimentación

Como siempre habréis escuchado, lo que comemos juega un papel principal en cómo se ve nuestra piel. Una buena hidratación comienza por dentro.

Ya no sólo en lo típico de que hay que beber agua en abundancia (que sí, que hay que beber mucha y a lo largo de todo el día) si no que hay que comer más frutas y verduras, sobretodo porque éstas contienen agua.

Como fans de lo natural, os dejamos este consejo: si las frutas de temporada, son de temporada, por algo será. La naturaleza es sabia y nos provee de ciertos alimentos cuando llega el invierno.

El alimento que sí o sí debemos tomar en temporada y nos aportará esa hidratación además de antioxidantes, vitamina C, ácido fólico y potasio, es la granada.

Pensad que cuando coméis una Granada, el beneficio que estáis obteniendo a nivel hidratación para la piel es increíble. Así que acercaos  al mercado a por un Kilo que están muy buenas y baratas en esta época del año.

El higo, es una fruta que nos aporta energía, minerales y abundante fibra. Tiene un efecto saciante, con lo que nos ayuda a no tomar esos postres ricos en grasas que arruinan el plan anti acné que tenemos.

Al igual que el higo, la pera sacia, es muy hidratante también y aporta el 22% recomendado diario de vitamina C, además de ser muy rica en calcio y con una gran cantidad de antioxidantes. Las peras son altas en la lista de Capacidad de Absorción de Radicales de Oxígeno. También puede reducir la pérdida del cabello.

Otro de los alimentos de la temporada de otoño es la Calabaza, es alta en fibra y es un antioxidante muy bueno. Una rica crema de calabaza calentita a medio día es perfecta para estos días. Muy buena para nuestro objetivo, ya que sacia, hidrata  y no aporta grasa.

Al pepino llegamos justas, su temporada acaba en octubre, pero los últimos que nos quedan a buen precio, color y sabor, los podemos usar en ensaladas y batidos. Hay variantes de pepino que sí encontraremos en el mercado todo el año, pero ya os digo, lo mejor es lo local y de temporada.

El pepino es conocido por todos como el rey de la hidratación, además es el aliado por excelencia de las dietas y nos ayudará tanto ingerido como aplicado en mascarilla directamente, a hidratar y limpiar.

Tomate, pimiento rojo y berenjena, también son elementos que no podéis olvidar en vuestra cocina.

 

La Higiene

Es muy importante la higiene diaria, más si hablamos de pieles grasas. Pero como hemos dicho, siempre productos que no irriten nuestra piel con químicos, escoged la cosmética natural, adaptada a las pieles grasas.

Es necesario que lavemos nuestra cara cada mañana, así reduciremos ese exceso de grasa que se genera durante la noche. Se dice desde el tiempo de nuestras madres que es mejor con agua fría, aunque duela y no apetezca con el madrugón, pero funciona.

Dejar descansar a la piel, durante el día no la taponéis con demasiados productos, un tónico, hidratante y si es menester maquillarse, que sea adaptado a pieles grasas y también de origen natural (podéis acudir a herbolarios y farmacias dónde venden estos productos). Retirar ese maquillaje lo antes que podáis al llegar a casa.

Estilo de vida

El estrés de las grandes ciudades, las prisas, los plazos, las facturas… Hay veces que es inevitable estar nerviosa o alterada. Pero lo mejor para mantener a raya estas sensaciones es tener unas rutinas diarias saludables y dentro de éstas, sacar un tiempo sólo para nosotras.

  • Actividad física: El deporte es el mejor aliado contra el estrés y la ansiedad, elegid el que más os guste e incorporadlo a vuestro día a día. Si pensamos que no tenemos tiempo, es mejor buscar tres huecos de la semana, aunque sea en el fin de semana y salir con amigos o solos a practicar deporte.
  • Descanso: Hay que dormir, y ya no es las horas si no la calidad del sueño. Debemos tener muy claro a qué hora debemos estar en la cama y relajados. Así el cuerpo se adaptará a esta rutina y nos permitirá descansar siempre lo que necesitamos.
  • Aire libre: Si no nos queda otra que vivir rodeadas de polución, la solución sería salir de la ciudad. Intentar cambiar de aires, ir a sitios con abundante naturaleza siempre que podamos. El cambio relaja, el silencio y la tranquilidad nos calman y la relajación permite que afrontemos cada semana con mejor ánimo.
  • Consumo consciente y responsable: Debemos ser conscientes de lo que consumimos, alimentos y sustancias que no nos hacen bien. Hay alimentos alterados que alteran (valga la redundancia) nuestras hormonas con lo cual, nos producen un desajuste. Consumir productos locales y ecológicos nos puede servir, a la vez que a ser conscientes del daño que los productos transgénicos y baratos le hacen a nuestro entorno, a conocer lo que nos hacen a nosotros mismos.
  • Meditar cada día: No en el sentido más purista, si no en el de dedicar cada día unos minutos a ser conscientes de lo que tenemos, lo afortunados que somos, lo agradecidos que estamos, las metas que deseamos… Así veremos el futuro como algo apetecible y no como algo que deseamos que pase. Dedicad cada día 20 ó 30 minutos a pensar en vosotras.

Una vida plena y sin estrés es lo que necesitamos por encima de los millones de cosméticos que hay en el mercado para el acné y las pieles grasas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *